Cómo elegir la mejor forma de financiamiento para ti

Antes que nada debes saber que el financiamiento es el acto de dotar de dinero y de crédito a una empresa, organización o individuo. En otras palabras es conseguir recursos y medios de pago para destinarlos a la adquisición de bienes y servicios, necesarios para el desarrollo de las correspondientes actividades económicas de cada persona o industria.

Lo cierto es que el financiamiento además de ayudarnos con las deudas pendientes y a conseguir productos o servicios que deseamos tiene unas características particulares que siempre serán beneficiosas al momento de decidir si se acude a uno. Entre esas tenemos:

  • Es condicional a los resultados del análisis de la información proporcionada en el Formulario de Solicitud de Financiamiento.
  • No se constituye en un crédito y no se cobran intereses por el mismo. Tampoco se constituye en una donación, a fin de exigir a la empresa responsabilidad en el manejo de los fondos eventualmente otorgados. Las condiciones de devolución del financiamiento a las instituciones seleccionadas serán pactadas y negociadas al momento de ser otorgado.
  • En caso de ser elegidos para acceder al financiamiento, la empresa o persona se beneficiará automáticamente de la experticia de las instituciones involucradas en temas de desarrollo tecnológico, gestión, marketing, apertura de mercados, etc., a través del desarrollo de un plan de inversión diseñado de manera conjunta con la empresa.
  • En caso de no ser elegidas para acceder a un financiamiento, la persona o empresa se beneficiará de un informe oficial de esta decisión que incluye un análisis objetivo y confidencial de las ventajas y desventajas competitivas de su actividad con respecto a otras actividades similares.

Existen diferentes formas de financiamiento que se adecuan a las exigencias, preferencias y necesidades de cada persona, empresa u organización. A continuación te las develaremos las principales para que escojas la que más te sirve a ti:

financiamiento

  • Crédito comercial: Es el uso que se le hace a las cuentas por pagar de la empresa, del pasivo a corto plazo acumulado, como los impuestos a pagar, las cuentas por cobrar y del financiamiento de inventario como fuentes de recursos…
  • Crédito bancario: Es un tipo de financiamiento a corto plazo que las empresas obtienen por medio de los bancos con los cuales establecen relaciones funcionales.
  • Pagaré: Es un instrumento negociable el cual es una «promesa» incondicional por escrito, dirigida de una persona a otra, firmada por el formulante del pagaré, comprometiéndose a pagar a su presentación, o en una fecha fija o tiempo futuro determinable, cierta cantidad de dinero
  • Línea de Crédito: Línea de Crédito significa dinero siempre disponible en el banco, durante un período convenido de antemano.
  • Financiamiento por medio de la Cuentas por Cobrar: Es aquel en la cual la empresa consigue financiar dichas cuentas por cobrar consiguiendo recursos para invertirlos en ella.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.