El Arte de Hacer Dinero

EL ARTE DE HACER DINERO: Una nueva perspectiva para desarrollar su inteligencia financiera – Mario Borghino

por GAUDENCIO AGUILAR GARCIA

Este libro hace mención en la introducción principalmente a los líderes, estos se caracterizan por ser personas que dirigen su vida económica con los principios que rigen sus empresas, debemos de lograr un buen liderazgo para poder realizar algún proyecto de vida económica, también se debe ser maduros e inteligentes para poder ser ricos y tener ingresos, se debe de hacer que el dinero trabaje para nosotros y no nosotros para el dinero.

Los líderes son personas con sueños que siempre lo convierten en realidad, líderes que iniciaron su vida de negocios con una idea y al pasar los años los transformaron en una empresa que hoy en día les rinde frutos y además dan trabajo a muchas personas, verdaderos constructores de riqueza, no solo para ellos, si no para muchas personas más.

El arte de hacer dinero

Se debe de tener cuidado de cuanto se gasta, cuidar los hábitos de consumo y saber cómo administrar, muchas personas dicen que con lo que ganan no les alcanza para nada, pero no saben que lo más importante no es cuánto ganan, si no como lo gastan y en que lo gastan. Se debe pensar como una persona millonaria, ya que la gente rica se caracteriza por acumular e invertir y no mal gastar el dinero, ya que para generar riqueza debemos de tener la capacidad de ahorrar y acumular y no la capacidad para gastar. Para comprar se debe ver que productos poseen un valor futuro garantizado ya que hay personas que compran cosas sin rentabilidad o con un valor de reventa, solo los comprar para resolver caprichos inmediatos que confunden con necesidades; al igual se debe aprender de qué manera funciona el dinero, romper con el impulso de gastar por gastar y desarrollar la habilidad de invertir. Las personas que piensan como ricos siempre planifican sus gastos y además llevan un control de ellos, cuanto invierten, cuanto ahorran y cuanto gastan.

La gente con mentalidad millonaria difícilmente gastan de manera impulsiva o estimulada por la mercadotecnia, en cambio las personas que no piensan como millonarios, tienen pocos hábitos de control, no tienen objetivos claros ya que consumen como sus posibilidades lo permitan, las personas que son adictos al consumo no tienen una disciplina financiera ya que piensan que con los ingresos altos que perciben podrán tener mucho más riqueza y después disfrutarlo; pero una persona que tiene claro sus objetivos, planea sus gastos y administra sus ahorros, asume riesgos en ciertas inversiones y buscan oportunidades todo el tiempo para incrementar la rentabilidad de su dinero.

En este libro menciona que para empezar a generar dinero primeramente se debe saber dirigir nuestra propia vida y tomar en cuenta muchas cosas, las personas con mentalidad millonaria saben que se vive en un mundo donde el dinero es el medio de intercambio que se tiene para todo proyecto y para cualquier movimiento que quisiéramos hacer, son personas independientes y valientes para asumir riesgos y tomar decisiones, creen en sí mismos y se toman su tiempo para realizar cualquier actividad, estas personas trabajan para que sus excedentes sean rentables. Los que piensan como ricos comprenden que ellos mismos son los generadores de sus oportunidades, tienen un consejero financiero que les ayuda a pensar y además asesora para evitar riesgos y aumentar posibilidades de ingreso.

Otro aspecto que se debe considerar para generar riqueza es el ahorro, tener esa capacidad y el hábito para hacerlo, ver que nuestro nivel de vida no exceda a nuestros ingresos, no aparentar un nivel de vida socioeconómico para logar aceptación de amigos y evitar ser un rico generador y un pobre acumulador.

Nuestra sociedad de hoy en día cataloga como persona pobre a aquella que viaja en camiones o tiene un carro viejo, y como gente rica a la persona que maneja un carro nuevo e importado, la sociedad nos hace pensar que los ricos frecuentan sitios ricos, como clubes, tiendas de membresías caras y viajan todo el tiempo entre otras muchas cosas.

En cuanto al trabajo parece fácil identificar quien es rico y quien no, ya sea por el salario que percibe o por el tipo de trabajo que realiza, hoy en día existen clases entre las clases, por lo tanto no se necesita de mucha agudeza para saber la pobreza en nuestra sociedad de consumo, si eres rico consumes y si eres pobre no consumes, si eres rico vives mejor y si eres pobre vives pobre. Las personas ricas ven lo que los demás no ven y están alerta con lo que sucede en el medio, observan constantemente que decisiones dejan dinero y cuales no. Si el dinero no es importante para las personas, difícilmente se tendrá la sensibilidad para identificar las oportunidades que la vida presenta, solo se verá lo que los intereses lo marquen.

La riqueza está determinada por su capacidad de vivir sin trabajar, la gente rica vive de su dinero, la gente pobre vive de su salario, como se había mencionado antes, la gente rica hace que su dinero trabaje para ellos y la gente pobre trabaja para su dinero. Se debe de sacar de nuestra mente que la riqueza está asociada  a tener buenos sueldos o ingresos altos, la riqueza depende de los altos millones que tenga invertidos en varios lugares. La forma de manejar nuestras deudas nos permitirá identificar si gastamos o acumulamos, muchas personas no pueden lograr su independencia económica debido a que llevan arrastrando grandes deudas por años. La independencia financiera no está relacionada con la capacidad de trabajo o el sueldo, si no con una mentalidad concentrada en generar riquezas. La gente sin mentalidad millonaria suele conseguir dinero sin saber cómo utilizarlo, incluso llegan al extremo de trabajar por dinero que ya no les pertenece, lo tienen adeudado o ya saben en que lo van a gastar antes de obtenerlo. El anhelo más grande del ser humano es lograr la libertad de hacer con su vida lo que desee en el momento que lo desee, gracias a un sólido respaldo económico. La gran mayoría de las personas que han logrado esta libertad económica comenzaron su vida sin un centavo y fue la inteligencia financiera lo que permitió que alcanzaran el éxito económico. Las personas exitosas son aquellas que primero crean sus activos y luego definen su estilo de vida. Es verdaderamente sorprendente ver cierto porcentaje de personas que aparentan tener mucho dinero y que en realidad no lo tienen, lo que sí tienen es un buen ingreso y una capacidad de gastar impresionante, pero es solo por eso que aparentan tener mucho, hay muchas personas que viven en enormes residencias y no son precisamente ricas, en cambio otras que sí lo son viven en casas normales y llevan una vida sencilla, tienen un nivel de vida medio y sin lujos deslumbrantes. La gente que verdaderamente tiene dinero se caracteriza por llevar un estilo de vida particular que les permite acumular y no mal gastar.

En conclusión puedo decir que este libro tiene un mensaje muy importante, ya que me ha ayudado a comprender muchas cosas, es verdad que a veces muchas personas aparentan ser lo que no son, ya sea en cuestión personal o económico, que se puede llegar a ser una persona rica pero para lograrlo se debe de tener disciplina financiera, realizar sacrificios personales, evitar comprar cosas innecesarias. Cabe recalcar que la frase principal que maneja el libro es que al momento de ganar dinero, lo importante no es la cantidad que se recibe si no como se gasta y  como se invierte; al igual saber comprar artículos que den un beneficio a futuro y que mantengan siempre su valor. Además hace mención a que siempre se debe pensar como una persona millonaria, generar las propias oportunidades, ser un rico generador, hacer que el dinero trabaje para mí y no trabajar para el dinero.


BIBLIOGRAFÍA

Borghino A. (2012) El arte de hacer dinero. Grijalbo, 4 edición, México, 216 pp.


DÉJANOS TUS COMENTARIOS !!

1 Comentario en este artículo
  1. Marcos Reply

    Excelente articulo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.