Saltar al contenido

Emprendimiento en los jóvenes mexicanos

el 22 noviembre 2021

Resumen

El presente trabajo de investigación consiste en la descripción y análisis del emprendimiento en los jóvenes mexicanos, basado en los resultados que han tenido algunos de ellos, esto específicamente en México.

El problema de investigación fue el analizar los aspectos que conllevan la implementación de un proyecto o una innovación, considerados fundamentales para la permanencia de este, dentro de una organización.

Esta investigación consiste en analizar las características sociodemográficas de la población joven emprendedora en México, con la finalidad de identificar el perfil de los jóvenes emprendedores, así como indagar si en efecto, la actividad emprendedora configura un mecanismo de inserción exitoso al mercado laboral o, en su caso, se trata de una forma de sobrevivencia ante la carencia de oportunidades de empleo.

Para ello, se propone incorporar los elementos dados por un conjunto de vertientes teóricas, así como la construcción de un esquema analítico a partir de los datos investigados. Los resultados muestran que, en cierta medida, se refuta la situación ideal del emprendimiento enunciada bajo los preceptos teóricos, ya que en el caso de los jóvenes mexicanos se deduce que la actividad emprendedora emerge como una forma de sobrevivencia más que una manera de explotar el entorno para los negocios, la motivación personal y las capacidades físicas e intelectuales.

Palabras clave: Emprendimiento, jóvenes, población, México, economía, éxito.

Abstract

This research work consists of the description and analysis of entrepreneurship in young Mexicans, based on the results that some of them have had, specifically in Mexico.

The research problem was to analyze the aspects involved in the implementation of a project or an innovation, considered fundamental for its permanence within an organization.

The objective of this article is to analyze the sociodemographic characteristics of the young entrepreneurial population in Mexico, with the aim of identifying the profile of young entrepreneurs, as well as to investigate whether, in effect, entrepreneurial activity is a mechanism for successful insertion into the labor market or whether it is a form of survival in the absence of employment opportunities.

To this end, it is proposed to incorporate the elements provided by a set of theoretical aspects, as well as the construction of an analytical scheme based on the data investigated. The results show that, to a certain extent, the ideal situation of entrepreneurship enunciated under the theoretical precepts is refuted, since in the case of young Mexicans it is deduced that entrepreneurial activity emerges as a form of survival rather than a way of exploiting the environment for business, personal motivation and physical and intellectual capacities.

Emprendimiento en los jóvenes mexicanos

Introducción

En la actualidad, se manifiesta un renovado interés por el estudio del emprendimiento; enmarcado como vía para subsanar las ineficiencias presentadas en el mercado de trabajo, delimitadas por la exigua oferta de puestos laborales y la elevada demanda de fuentes de empleo. En particular, incentivar la actividad emprendedora en la población joven configura un foco de atención para los hacedores de política pública y la sociedad en general, ya que, como consecuencia de las cualidades inherentes a este segmento poblacional (creatividad, no adversidad al riesgo, físicamente aptos para incrementar la productividad) se asume una relación directa entre los jóvenes y el crecimiento económico.

Gran parte de la riqueza en México es resultado de la contribución de los emprendedores en la economía del país. Las micro, pequeñas y medianas empresas representan el 99% de las empresas en México, creando alrededor de 730,000 empleos al año. Sin embargo, no todos los emprendimientos que surgen son exitosos. ni todos los emprendimientos generados cuentan con la innovación que les permita tener alta competitividad y eficiencia para perdurar en el mercado. Para poder comprender por qué los emprendedores no logran alcanzar altos niveles de innovación que se reflejen en los tipos de empresas que crean, es necesario analizar el fenómeno de emprendimiento tanto desde la perspectiva del individuo como desde las variables del entorno que afectan dicha actividad.

Ante la situación laboral caracterizada por la insuficiente oferta de puestos de trabajo y la elevada demanda por fuentes de empleo, la noción de emprendimiento asume especial trascendencia como mecanismo de inserción de la población al mercado de trabajo, a través de la creación de un negocio que paralelamente representa una vía para la producción de bienes y servicios innovadores.

La creación de nuevos negocios concede un mecanismo orientado a aprovechar estas peculiaridades y, al mismo tiempo, configura una senda para impulsar el empleo, la innovación y el crecimiento económico. No obstante, explorar las características económicas y sociales de los jóvenes en el emprendimiento, refiere una labor compleja resultante de la inexistencia de un instrumento analítico, cuantitativo y cualitativo, universalmente aceptado. De ahí, que se formule la siguiente pregunta ¿Cuáles son las características sociodemográficas que definen a la población joven emprendedora en México?

Bajo este panorama, el objetivo del presente artículo, consiste en analizar las características sociodemográficas de la población joven emprendedora en México, con la finalidad de identificar el perfil de los jóvenes emprendedores, así como indagar si en efecto, la actividad emprendedora conforma un mecanismo de inserción exitoso al mercado laboral o, en su caso, si existen oportunidades de apoyo ya sean programas estatales, federales o gubernamentales que apoyen el emprendimiento en nuestro país.

Planteamiento del problema

Diversas vertientes señalan la trascendencia del emprendimiento como vía para mejorar la calidad de vida de los individuos mediante la creación de empleos, la innovación y el crecimiento económico. Esta circunstancia asume especial relevancia en la población joven debido a las cualidades que ostenta, concretamente, la proactividad y la tolerancia al riesgo que son características que conciben a este segmento poblacional como candidatos idóneos respecto a la idea de poseer un negocio que les permita obtener logros personales y profesionales (Rogel, 2021).

Ocho jóvenes empresarios, miembros de la comunidad TEC, fueron elegidos para formar parte de la delegación mexicana que asistió a la cumbre del G20 Young Entrepreneurs Alliance, realizada en Fukuoka, Japón. Dicha versión juvenil del G20 reúne a los líderes empresariales de las 20 economías más importantes del mundo a fin de discutir problemáticas globales de la agenda de la ONU, buscar posibles alianzas comerciales y adquirir herramientas tecnológicas (Cruz, 2021).

En México, la edad promedio de los emprendedores es de 45 años. Sin embargo, ser joven es sinónimo de energía y entusiasmo, sobre todo, cuando de iniciar una empresa se trata. Cuando se tiene en mente una idea, la gente joven trata de hacer hasta lo imposible por concretarlo, sin importar cuánto se tenga que sacrificar o perder.

El objetivo de la investigación es invitar a los jóvenes a que realicen y desarrollen sus ideas y tomen en cuenta como ejemplo a representantes de instituciones de investigación y académicas; y así encuentren o brinden los medios necesarios para hacer realidad sus ideas innovadoras mediante proyectos de negocio.

Se llevan a cabo los objetivos específicos fortaleciendo al objetivo antes mencionado, los cuales son: Dar una ayuda de conocimiento a los jóvenes emprendedores entusiastas, para que a través de sus ideas innovadoras puedan incidir en actividades económicas; Atraer el interés de instituciones de investigación y de educación superior en México, que tienen entre sus programas de estudio el promover la innovación y el desarrollo tecnológico entre los educandos para formarlos como emprendedores.

Las preguntas que detonan a partir de estos objetivos ya señalados son el interés por encontrar respuesta a ¿Qué oportunidades existen para un joven emprendedor? ¿Cómo los jóvenes pueden ser emprendedores? ¿Cuáles son las fortalezas que debe tener un emprendedor?

Algunas hipótesis fundamentadas de esto que parten desde un sentido común, aun sin tener evidencias. Algunas de las respuestas inmediatas son:

Las grandes ventajas y oportunidades de ser un emprendedor digital es que tienes muchas opciones para lograrlo. Entre ellas están:

  • Crear un blog.
  • Ser YouTuber.
  • Vender ebooks.
  • Vender cursos online.
  • Ser un influencer digital.
  • Tener un ecommerce.

Puede que, en un principio, comenzar un nuevo negocio sea complicado a nivel financiero. Sin embargo, emprender un negocio da la posibilidad de generar mayores ingresos a los que se tendrían trabajando para alguien más (Hotmart, 2021).

Pasión, creatividad, visión de negocio, iniciativa y organización son algunas de las características que todo joven emprendedor debe tener para poder ser emprendedores. Emprender es una oportunidad para ponerte a prueba y crecer tanto profesional como personalmente.

5 cualidades que todo emprendedor debe tener son:

  • Pasión. Un fundador de startup se guía frecuentemente por la búsqueda de un propósito oculto más allá de las mecánicas para operar un negocio.
  • Los emprendedores deben ser capaces de lidiar con obstáculos.
  • Ingenio.
  • Mente abierta.
  • Naturaleza de esponja.

El emprender es mucho más que un trabajo. Si tienes una idea que quieres convertir en una realidad ¡hazlo! Nunca sabrás el resultado si no lo intentas (Resnick, 2021).

Las premisas más relevantes acerca de este tema ya mencionado son que:

  • En México existen un total de 38.3 millones de jóvenes cuya edad promedio es de 27 años, y de los cuales, el 50.3% son mujeres y 49.7% hombres, de acuerdo con el Instituto Mexicano de la Juventud.
  • El 52% de los mexicanos que emprenden tienen menos de 34 años.
  • Hay un segmento de mexicanos todavía más jóvenes que emprenden, tienen entre 18 y 24 años y son el 19% de los emprendedores totales.

Nuestro alcance está planteado en el País Mexicano, queriendo lograr que los mexicanos interesados observen y analicen este tema para mayor conocimiento acerca de los emprendimientos que quisieran ejercer. Es posible que nuestro limitante sea el tiempo y la poca información buena que lleguemos a encontrar.

Justificación

En esta investigación se plantea una interrogante inicial, ¿Qué oportunidades existen para un joven mexicano emprendedor? El emprendimiento es un concepto que ha venido tomando fuerza en los últimos 20 años puesto que, el mundo está cambiando su manera de pensar es decir, las personas no quieren ser empleados quieren tener sus propias ideas de negocio y convertirlas en empresas o simplemente vender estas ideas de negocio a empresas multinacionales Esta nueva forma de pensar ha hecho que las personas cada vez centren sus esfuerzos en el campo de la innovación y el emprendimiento para poder crear una idea de negocio exitosa, pero muchas veces las personas no tienen en cuenta que no solo es tener una buena idea de negocio sino que, lo más importante es trabajar esta idea día a día. La única parte donde el éxito aparece antes que el trabajo es en el diccionario puesto que para tener éxito en el proceso de emprendimiento es cuestión de tiempo y trabajo para lograr una excelente empresa.

El emprendimiento ha generado un cambio de mentalidad en la actualidad resulta ser una de las fórmulas adoptadas para enfrentar las épocas de crisis, de cambio y de incertidumbre a las que se someten las distintas sociedades. Y es por esto que los gobiernos se han dado cuenta de lo potencial que puede llegar a ser las ideas de negocio de los emprendedores y el crecimiento exponencial de las mismas hasta tal punto que han formado organizaciones que trabajan en conjunto con el gobierno para brindar un acompañamiento en todo el tema del desarrollo empresarial de la idea de negocio.

En este sentido se hace necesario realizar esta investigación, para generar conocimientos en esta área, enfocándonos principalmente en el emprendimiento en los jóvenes de nuestro país. En México, los jóvenes son una parte importante del motor que mueve la economía. Es por ello que el Gobierno de la República ha implementado acciones en favor de la actividad emprendedora mediante programas de apoyo y un entorno educativo que fomenten esta vocación para lo cual, haremos de su conocimiento dichos programas.

Antecedentes

Se reflexiona aquí en torno a una de las estrategias que en México se han destacado para atender la crisis de empleo decente. Mi objetivo es indagar sobre las intenciones que los jóvenes estudiantes de universidad tienen respecto al emprendimiento empresarial. A través de una encuesta aplicada a una muestra probabilística de jóvenes universitarios y universitarios, obtuve resultados que dejan ver que, aun cuando existe una fuerte estrategia mediática orientada a posicionar el tema en la gente joven, la población juvenil todavía no adopta ni adapta sus prácticas a esta dinámica empresarial. Se concluye que el emprendimiento empresarial juvenil puede ser una estrategia adecuada para: (1) enfrentar la crisis de empleo decente; (2) agenciar al sujeto joven, siempre y cuando existan las condiciones materiales y culturales propicias para llevarlo a cabo (García, 2015).

En 2015 en México la población joven de 15 a 29 años fue de 30,6 millones, lo que representó el 25,75% de la población total. La tasa de desocupación en los jóvenes durante el primer trimestre de 2016 fue de 7,2%, nivel superior a la tasa estimada a nivel nacional para la población de 15 y más años (que es de 4%) (INEGI, 2016).

México no es el único país en el cual se ha notado un gran desinterés por parte de los jóvenes en términos de emprendimiento. En España, según Flash Eurobarometer Survey on Entrepreneurship, los niveles de personas que desean ser sus propios jefes han disminuido, es decir el 52% de las personas ha tomado el lado del empleo y dejado de lado esa mentalidad de empresario. Es necesario considerar las características de la población, ya que al tener culturas completamente diferentes tienden a enfrentar retos de mayor incertidumbre, como es el caso de Estados Unidos, en donde las personas tienen el 27% de inseguridad de negocio mientras que en España representa casi el 50%, haciendo esto más complicado. Los jóvenes actualmente necesitan mayor motivación y competencia dentro de los sistemas educativos, pues la incorporación al mercado laboral se va haciendo cada vez más complicada, por temas en los rezagos educativos en los diferentes países, creando emprendedores con deficiencias y carentes de bases fuertes para competir.

Antes que nada, debemos afirmar que no existe un concepto definido de «emprender» o «emprendedor», ya que todos los autores que se lo han cuestionado se basan en su observación y experiencia propia o ajena. Algunos autores consideran que emprender, más que una moda o una opción, es una necesidad, es el camino para que una economía se vitalice; es por ello que los emprendedores se vuelven el canal óptimo para el desarrollo y sostén de la economía y el desarrollo futuro de cualquier nación. La población más creativa e innovadora, capaz de generar valor a través de sus ideas y ponerlas en el mercado para satisfacer necesidades, además de crear empleos de alto valor es la de los jóvenes (Aguilar y Ocampo, 2014).

El emprendimiento productivo es importante, porque de acuerdo con algunos autores, es el eje principal en la creación de empresa, tal y como destaca Federico-Sabaté (2003): «Ayuda a construir o reconstruir circuitos de producción y circulación de bienes y servicios, enriqueciendo el entramado social, sirviendo de punto de incorporación de los sectores marginales y excluidos, ampliando el acceso al trabajo, captando y potenciando las capacidades y energías sociales existentes (Olozagaste, 2017).

México es un país lleno de historia, tradiciones y folklore. Un país que era grande a principios del siglo pasado que después de la revolución de 1920, la expropiación petrolera y otros sucesos más había logrado una estabilidad social y económica durante los años cincuenta y sesenta. Hoy en día se encuentra deteriorado por múltiples factores que todos conocemos, tanto de carácter político, como económico, social y cultural, ya que no siendo un país de primer mundo, la globalización y el avance tecnológico lo han golpeado de lleno, principalmente en su micro, pequeña y mediana empresa (Mipymes): Siendo esta última, la que ha sucumbido ante el depredador más grande de los últimos siglos, el capitalismo, que acompañado de la competitividad y calidad, las han llevado a la quiebra incrementando el índice de desempleo que por sí mismo el gobierno federal no ha sido capaz de abatir, pues no ha podido generar las fuentes de trabajo requeridas por el número tan grande de desempleados. México necesita de un macro plan estratégico integral de desarrollo que con modelos diseñados a su medida logre terminar con los males que le atañen como lo es la corrupción, para que los intentos de apoyo realizados por las Instituciones de Educación Superior (IES) por formar una cultura empresarial y los que está retomando en el presente sexenio gubernamental enfocados al emprendimiento de las Mipymes, realmente tengan un impacto positivo en las clases sociales más necesitadas y se refleje en ellas una mejor calidad de vida en los mexicanos (Mejía, 2014).

En la mayoría de las organizaciones, independientemente de su tamaño, edad o sector, enfrentan cada vez más el desafío del cambio continuo y dinámico. Para dar respuesta a las nuevas exigencias del entorno, el sector empresarial desarrolla diversas estrategias competitivas basadas en el emprendimiento en combinación con las prácticas de gestión basadas en el liderazgo y planeación estratégica orientados a la innovación, con la finalidad de mantenerse en el mercado altamente competitivo en que se desarrollan; para ello, generan diferentes estrategias en una economía que se ha establecido a través de la globalización. Sin embargo, este tipo de estrategias no son exclusivas de las grandes organizaciones ya que actualmente las pequeñas empresas a través de sus líderes buscan emprender un modelo de negocio con la finalidad de generar riqueza a través de la búsqueda del auto empleo, debido a les genera autonomía e independencia (López, 2019).

En México, el 53.6% de la población entre 18 y 64 años percibe buenas oportunidades para iniciar un negocio, el 58.5% considera que tiene las habilidades para llevarlo a cabo, sin embargo 31.6% señala que el miedo al fracaso le impide realizarlo. Respecto a la actividad emprendedora se observa que en México el 11.9% de la población adulta son emprendedores nacientes, el 3.3% se conforman como nuevos emprendedores y el 4.2% una empresa establecida; el Índice de Actividad Emprendedora Temprana (TEA) es de 14.8%, lo cual representa un incremento respecto al valor obtenido durante 2012 (12.0%) (GEM México, 2013).

México se coloca en el lugar 75 de 130 países incluidos en el Índice Global de Emprendedores 2015, cayendo nueve lugares del lugar que ocupaba un año antes (GEDI, 2015). Entre los factores que toma en cuenta el GEDI para hacer este ranking se tienen el análisis de oportunidades, habilidades de startups, asimilación del riesgo, redes de trabajo, internacionalización, crecimiento, procesos de innovación, productos innovadores, capital de riesgo, soporte cultural, absorción de tecnología, competitividad y capital humano. Estos factores se agrupan en tres subíndices: actitudes emprendedoras, habilidades y aspiraciones emprendedoras, siendo en las dos últimas en donde México obtuvo bajas evaluaciones. Aunado a lo anterior, es preocupante que también la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) alertara que el país tiene el tercer porcentaje más alto de jóvenes de entre 15 y 29 años que no trabajan ni estudian (García, 2014). El desempleo entre la población juvenil en México suma casi 1.3 millones de personas, de acuerdo con la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE) para el tercer trimestre del 2015 (INEGI, 2015) (Encalada, 2016).

El ecosistema del emprendimiento es una parte fundamental en el desarrollo de las organizaciones y uno de los grandes retos que enfrenta México para incrementar la competitividad y la productividad en las empresas, es necesaria la formación de capital humano calificado, que responda a las necesidades económicas y sociales actuales del país como se afirma en Panorama del ecosistema de emprendimiento en México (Centro de Innovación BBVA Bancomer, 2015) (VIEYRA, 2017).

Una de las problemáticas más evidentes que ha enfrentado la sociedad mexicana en los últimos años, es sin duda el desempleo y las consecuencias derivadas de este fenómeno social. Muchos teóricos han abordado desde enfoques multi y transdisciplinarios las causas y las consecuencias, así como posibles estrategias que se podrían impulsar e implementar desde el ámbito público, privado y social para hacer frente a las altas tasas de desempleo e informalidad que actualmente se viven en México. Desde un punto de vista micro social, una de las franjas poblacionales que ha sufrido en mayor medida los impactos negativos del desempleo y la informalidad, es la población juvenil, y no solamente aquella franja poblacional etaria que por diferentes causas no ha podido acceder a una educación, sino que la actual crisis de empleo ha alcanzado a jóvenes con nivel educativo universitario, incluso con nivel de posgrado, es decir, la crisis de empleo ha impactado en igual proporción tanto a jóvenes con y sin educación universitaria (GARCÍA, 2015).

Actualmente el emprendimiento es un factor clave para el mejoramiento socioeconómico del entorno en que nos desenvolvemos es por ende que en el medio se están ejecutando capacitaciones de emprendimiento por medio de manuales como herramienta que permite que los futuros emprendedores desarrollen capacidades y habilidades en cuestión a la creación y manejo de su propio negocio, entre estos mencionamos el manual de Ecuador País de emprendedores que es ejecutado en conjunto con la Universidad ECOTEC y la Cámara de Comercio de Guayaquil a través de su directorio Junior con el objetivo de no solo incentivar a los estudiantes sino en público en general a que se mentalicen siempre con una forma de pensar proactiva, sinónimo directo de emprendimiento. (Bravo, 2008).

Método cualitativo: Hermenéutico

El método hermenéutico corresponde a una técnica de interpretación de textos, escritos u obras artísticas de distintos ámbitos. Su propósito principal es servir de ayuda en el área comprensiva de un texto (Lifeder, 2021).

El método que se desarrolló en esta investigación fue hermenéutico, partiendo de fuentes documentales como informes técnicos, artículos y tesis. Estas fuentes fueron consultadas para recolectar información acerca de los diferentes factores que influyen en los jóvenes para ser emprendedores.

Técnica

La técnica aplicada en esta investigación fue la identificación y análisis de documentos en relacionados al tema a abordar. En este caso, la información fue recopilada de investigaciones a través de trabajos escritos y publicados.

Se eligió este método (Documental) porque se consideró un proceso de investigación muy amplio y acabado, pues se basa en la recopilación adecuada de información que permite redescubrir hechos, en este caso ayudó a recaudar datos de investigaciones realizadas por instituciones y autores individuales, acerca de los factores que influyen en los jóvenes para ser emprendedores.

Aplicación de la técnica

Una vez leyendo y analizando los artículos nos dimos cuenta de que todos coinciden con la idea de que en México resulta complicado que el emprendimiento sea exitoso pues consideran que entre el 70% y 90% de los casos de jóvenes emprendedores fracasan, esto por falta de oportunidades, destacando principalmente la falta de capital que tienen que invertir en sus proyectos, la falta de desarrollo tecnológico en nuestro país y la falta de consistencia que le dan a sus proyectos. Señalan que una de las principales características que deben de tener los jóvenes emprendedores es la creatividad junto con una mentalidad positiva, ante todo. Sin embargo, en las características que deben tener los emprendedores se ven algunas opiniones diferentes pues mientras que uno dice que solo se necesita voluntad para hacer las cosas otro destaca que es necesario que las personas tengan la creatividad suficiente, una mentalidad siempre positiva para que se cumplan los objetivos deseados.

Como parte de la estrategia local para incentivar la generación de empleo y promover la reactivación económica, el Instituto Mexiquense de la Juventud (IMEJ) y el Consejo de Cámaras y Asociaciones Empresariales del Estado de México (Concaem) presentaron la segunda edición de la Semana del Emprendimiento e Inserción Laboral. Al respecto, la directora general del IMEJ, Ana Karen Guadarrama Santamaría, detalló que la Semana del Emprendedor se llevará a cabo del lunes 23 al viernes 27 de agosto y contará con una serie de capacitaciones impartidas por académicos de diferentes universidades del Estado de México, así como expertos y empresarios.

Los temas que se verán son resiliencia, proyección de los jóvenes en el ámbito laboral, desarrollo de habilidades, los perfiles que buscan las empresas, así como la forma en la que se fijan las metas y los modelos de emprendimiento para que puedan llegar a ser casos de éxito. “Para el gobernador del Estado de México, Alfredo Del Mazo Maza, y para Eric Sevilla Montes de Oca, secretario de Desarrollo Social, es de suma importancia dotar a las juventudes mexiquenses de herramientas que impulsen el crecimiento y el desarrollo de habilidades personales, culturales y laborales de este núcleo social”, puntualizó la funcionaria estatal.

El presidente de Concaem, Gilberto Sauza Martínez, dio a conocer que adicionalmente a este evento se llevará a cabo el próximo miércoles 25 de agosto la segunda edición de la Feria Virtual del Empleo. “Es un modelo innovador en el cual las empresas pueden interactuar de manera directa con jóvenes de todos los niveles académicos y de esta manera agilizar el proceso de selección de personal en diferentes zonas”, comentó. Destacó que estos dos eventos permiten que se simplifiquen los tiempos de contratación y acelera la generación de puestos laborales, ya que las empresas y los jóvenes se acercan de manera directa.

“La única manera que se tiene para sortear la crisis económica es generar más riqueza y más empleo, creemos que la intervención de los jóvenes con proyectos innovadores, con herramientas para saber qué es lo que busca el mercado y con la motivación de escuchar a quienes han recorrido ese mismo camino será fundamental”, precisó el empresario.

Sauza Martínez recordó que, por la primera edición de la Semana del Emprendimiento e Inserción Laboral, que fue en el 2020, se contó con la participación de más de 10,000 jóvenes.

“La meta este año es llegar a muchas personas más, pero ante todo consolidar sus ideas como proyectos que realmente arranquen”, agregó. A la par, dio a conocer que para este ejercicio estarán participando desde grandes trasnacionales del Estado de México, como pequeñas y medianas unidades económicas que están fortaleciendo su talento humano “y buscando perfiles con un alto sentido de creatividad que permitan refrescar el desarrollo y potencial de las empresas”.

Asimismo, para la Feria Virtual del Empleo se contarán con 1,000 vacantes laborales por parte de empresas reconocidas en el estado. Cabe señalar que recientemente el Consejo Coordinador Empresarial del Estado de México solicitó apoyo a los tres niveles de gobierno y al resto del empresariado para que se impulse el fortalecimiento de las microempresas y de los emprendedores.

La presidenta del Consejo Coordinador Empresarial del Estado de México, Laura González Hernández, indicó que apoyar a estos dos sectores permitirá que se estabilice la generación de los empleos. “Es muy importante establecer medidas contra cíclicas de apoyo y fomento a las MiPymes, que impulsen la creación de más empleos y que impacten en la recuperación económica del estado y país”, planteó.

A la par, dio a conocer que las microempresas tuvieron un crecimiento en generación de empleos de 3.4% en el segundo trimestre del 2021, respecto al mismo periodo del año inmediato anterior. La líder de los empresarios mexiquenses destacó que de acuerdo con la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE), presentada por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), en territorio mexiquense se asientan 637,799 microempresa que tuvieron el crecimiento más amplio de todos los tamaños de empresas, seguida con las pequeñas con un 0.18 por ciento.

“Si bien las unidades económicas más pequeñas fueron las primeras en resentir los estragos de la pandemia en cuanto a cierres y pérdida de empleos, hoy se posicionan como las principales en materia de recuperación de plazas laborales, quizá por la instalación de nuevos giros de autoempleo o bien por su reorganización que les ha permitido recuperar alguna parte de los empleos perdidos”, aseveró.

En cuanto a la segmentación de los empleos por actividad, el sector primario abarca el 12.41%, el secundario el 25.1% y el terciario el 62.47%, este último donde se engloba a comercio y servicios.

Conclusión

En primer término, se llegó a la conclusión de que, en la mayoría de los casos, conocer el emprendimiento que se presenta en nuestro país y también en nuestro estado es una gran ventaja para poder desarrollar habilidades y así crecer económicamente, con el motivo de lograr ser independientes, y para tener una calidad de vida acorde a nuestras expectativas. Lo cual, además implica desarrollar una cultura del emprendimiento encaminada a vencer la resistencia de algunas personas a dejar de ser dependientes.

De todo lo antes mencionado en el desarrollo de esta investigación, podemos concluir que el espíritu del Joven Empresario seria:

  • Un buen grado de intuición mezclado con gran capacidad de análisis de la realidad.
  • Tener ganas de trabajar.
  • Espíritu organizativo.
  • No perder de vista el objetivo.
  • Ser flexible ante las adversidades e imprevistos.

Al realizar esta investigación, nos percatamos que, en acorde a la hipótesis ya antes señalada, nosotros concluimos en que no todos los que deciden emprender no tienen éxito. Ya que, en los artículos antes investigados, tienen un análisis crítico del que la mayoría no logra obtener los resultados a los que se quisieran llegar.

Los emprendedores constituyen uno de los factores más dinámicos que estimulan las actividades productivas de mayor valor agregado, desarrollo económico y social. Al igual que el capital físico, el capital financiero y el capital humano, el empresariado en todas sus dimensiones es una fuente de crecimiento, ya que permite generar desarrollo sustentable y la creación de riqueza. Analizando también estos factores se llega a concluir que los obstáculos que los jóvenes emprendedores deben superar son financiamiento, flexibilidad, competencia, normativa jurídica, entorno, cargas fiscales, propiedad e inversión, entre otros para la creación y desarrollo de la empresa y trabajo autónomo.

Bibliografía

  • Cruz, Y. (01 de octubre de 2021). tec.mx/es/noticias/saltillo/emprendedores/8jovenes-empresarios-que-representaron-mexico-en-la-cumbre-del-g20. Obtenido de https://tec.mx/es/noticias/saltillo/emprendedores/8-jovenesempresarios-que-representaron-mexico-en-la-cumbre-del-g20
  • Encalada, J. A. (01 de Febrero de 2016). https://www.incae.edu/. Obtenido de https://www.incae.edu/sites/default/files/reporte_nacional_-_mexico_final_corregido.pdf
  • GARCÍA, V. D. (01 de Julio de 2015). Obtenido de https://cojetac.files.wordpress.com/: https://cojetac.files.wordpress.com/2015/04/tesis_admon_final_2015.pdf
  • García, V. D. (2 de Julio de 2015). http://ns520666.ip-158-69-118.net/. Obtenido de http://ns520666.ip-158-69-118.net/rlcsnj/index.php/RevistaLatinoamericana/article/view/2011 hotmart. (01 de octubre de 2021). blog.hotmart.com/es/jovenes-emprendedores/. Obtenido de https://blog.hotmart.com/es/jovenes-emprendedores/
  • Lifeder. (29 de 10 de 2021). www.lifeder.com/metodo-hermeneutico/. Obtenido de https://www.lifeder.com/metodo-hermeneutico/
  • López, J. A. (01 de Mayo de 2019). http://www.scielo.org.mx/. Obtenido de http://www.scielo.org.mx/scielo.php?pid=S2007-07052019000100357&script=sci_arttext
  • Mejía, F. E. (14 de Febrero de 2014). https://cienciadministrativa.uv.mx/. Obtenido de https://cienciadministrativa.uv.mx/index.php/cadmiva/article/view/1628
  • Olozagaste, J. G. (19 de Agosto de 2017). https://scielo.conicyt.cl/. Obtenido de https://scielo.conicyt.cl/scielo.php?pid=S0718-73782017000200011&script=sci_arttext
  • Resnick, N. (01 de octubre de 2021). www.entrepreneur.com/article/266908. Obtenido de https://www.entrepreneur.com/article/266908
  • Rogel, R. M. (01 de octubre de 2021). core.ac.uk/download/pdf/80534189.pdf#page=131. Obtenido de https://core.ac.uk/download/pdf/80534189.pdf#page=131
  • VIEYRA, L. D. (01 de Noviembre de 2017). http://ri.uaemex.mx/. Obtenido de http://ri.uaemex.mx/bitstream/handle/20.500.11799/80366/Tesis.pdf.pdf?seque nce=1&isAllowed=y
  • González, M. D. (s. f.). Emprendimiento. En México. Recuperado 21–10-29, de https://www.redalyc.org/jatsRepo/4576/457650040001/457650040001.pdf
  • Sandoval, V. (s. f.). Los retos de Emprendimiento. En México. Recuperado 29 de octubre de 2021, de https://www.ecorfan.org/handbooks/Ciencias-ECOHT_II/HCSEH_TII_5.pdf
  • Saucedo, M. (s. f.). Emprendimiento. En México. Recuperado 29 de octubre de 2021, de https://acacia.org.mx/busqueda/pdf/04_PF667_Emprendimiento_en_M__xico.pdf

Autores: Esta investigación fue realizada por Hernández Gómez Tania, Romero García y Vega López, estudiantes de la Licenciatura en Gestión del Capital Humano de la Universidad Tecnología Querétaro.

Contenido Relacionado:

Este articulo fue escrito por un profesional con experiencia en estrategia, marketing y negocios, que ha querido compartir sus conocimientos con la comunidad emprendedora.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.