La famosa nota de crédito

Una nota de crédito es un documento que expresa un saldo a nuestro encargo; sus razones son variadas, y en lo general se manifiestan en las transacciones de las cuentas corrientes. ¿Cuáles son las operaciones más normales en las que nos envían una nota de crédito documentada?

1 – Devoluciones por errores comerciales

Un argumento muy ordinario por el cual podemos recibir una nota de crédito son los errores en la teneduría. En ciertos casos están vinculados a sumas mal realizadas o transcriptos mal, y en otras, de conceptos incorrectos. Por modelo, puede que al celebrar una transacción extensa, quien nos atendió haya calculado incorrectamente el valor de un artículo, y por los tiempos negociados, nosotros ya lo hemos pagado. Si la transacción es esporádica, la rembolso presumiblemente se realice con una nota de crédito documentada.

2 – Carga de intereses

Si los tiempos que ponemos para recibir el dinero de las ventas no son respetados, tenemos que recurrir a los intereses para apercibir al deudor; tales, con toda razón, se calculan en términos financieros, y se reciben generalmente vía sitio web de nota de crédito bancaria. Esta figura de anticipo se aprovecha sobre todo si son compradores eventuales, o si los importes son altos de manera que no es posible esperarse al siguiente tiempo de una adquisición.

3 – Reintegro de descuentos

En los mercados cada vez más competitivos, las promociones son un instrumento ya indispensable. Ciertos negocios brindan quitas en el evento según los tipos o las formas de abono, sin embargo en la mayoría de las veces el beneficio es retrasado. A modo de ejemplo, en los supermercados muchas veces dan bonificaciones del 10, 20, 30% en el importe de la operación con determinadas tarjetas de compra; nosotros cancelamos entero, sin embargo a los pocos días la empresa nos devuelve el tanto por ciento con una nota de crédito documentada.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.