La política previsional como herramienta estratégica para los Administradores de recursos humanos

por Argentum Consulting (www.argentumconsulting.com.ar)

Administrar eficientemente las nóminas en relación a su situación previsional se ha convertido en un tema estratégico para las organizaciones, que al planificar adecuadamente la desvinculación laboral de sus colaboradores en edad de jubilarse, obtienen un significativo ahorro en sus costos laborales totales, y aseguran que sus dependientes alcancen el mejor haber previsional al que tienen derecho en tiempo y forma. Esto será percibido como un beneficio al personal, impactando positivamente en los programas de RSE.

Algunos aspectos contextuales a tener en cuenta:

  1. La Jubilación Ordinaria, es la conclusión lógica para culminar la etapa activa de las personas.
  2. Para alcanzar este beneficio los dos requisitos ineludibles son edad y años de aportes.
  3. Con fecha 2 de junio de 2009,la Cámara Nacionalde Apelaciones del Trabajo de la República Argentina en fallo plenario dictaminó –sin lugar a interpretación y de cumplimiento obligatorio-, que la Resolución que otorga el beneficio de Jubilación,  da lugar a la Extinción del Contrato Laboral. Determinando  que en caso que se mantenga la continuidad laboral, la responsabilidad indemnizatoria de la Empresa, queda limitada al período trabajado con posterioridad a la obtención del beneficio previsional.

La dinámica previsional presenta un alto nivel de complejidades en todas sus instancias, que requieren de un amplio conocimiento y actualización permanente de la normativa para lo obtención de los beneficios.

Beneficiarios

Resulta una constante que las personas, a lo largo de toda su actividad laboral, no hayan guardado toda la documentación probatoria de sus años de aportes. Colectar esta documentación requiere de tiempo, conocimiento, y cuanto más compleja resulte su historia previsional (diversidad de empleos, categorías y/o empleadores que han cesado su actividad, etc.) las verificaciones y procesos internos de la ANSeS dilatan los tiempos de otorgamiento del beneficio.

Habitualmente nos encontramos con casos que, al alcanzar la edad legal, no reúnen y/o comprueban los años de aportes, con la consecuentemente imposibilidad de jubilarse.

Para estos casos (falta de años de aportes), en la actualidad, existe la posibilidad de “comprar” los años/períodos de aportes faltantes y necesarios, mediante la adhesión a la Moratoria prevista por la Ley 24476.

La falta de conocimiento de los beneficiarios respecto de sus derechos les impide ejercer una adecuada defensa de sus intereses, quedando desprotegidos frente a quienes le otorgan y pagan sus beneficios.

Empresas

El problema más frecuente para las empresas es el desconocimiento de la historia previsional de sus nóminas, y por consiguiente no poder establecer fehacientemente si al momento que el agente cumple con el requisito de “edad legal”, podrá acceder a su beneficio jubilatorio. Como así también las normas probatorias de los años de aportes y el carácter de los mismos, y los métodos de cálculo, a fin de determinar -en el caso de ser necesario- la adhesión al plan de moratoria.

En general esto da lugar a dos situaciones bien definidas:

1 – La empresa no ha considerado si el requisito de aportes esta cumplido: En esta situación no resulta extraño que al cumplimiento de la edad legal, intimen al trabajador para que inicie la tramitación de su Jubilación, y transcurrido un año, proceden a la desvinculación. La consecuencia es que habilita a que el empleado solicite la indemnización por despido, y/o reclamos judiciales.

2 – Verificado que los años de aportes no son suficientes.  La Empresa mantiene el vínculo laboral, hasta tanto se cumplan este requisito.

Los costos laborales devengados hasta que el trabajador obtenga su Jubilación Obligatoria (JO), son asumidos como una parte del proceso jubilatorio de la nómina, que la Empresa debe afrontar hasta la Extinción del vínculo Laboral. Cuando en realidad con una adecuada implementación, se tornan totalmente evitables, e innecesarios,  constituyendo un fuerte ahorro de los gastos en personal.

En ambos casos la Empresa asume costos laborales innecesarios y totalmente evitables. Además no debemos dejar de considerar un mayor índice de ausentismo, baja productividad, etc. situación esperable, en aquellos que se sienten en la última etapa de la relación laboral.

En consecuencia, ante la inminencia de que el empleado alcance la edad prevista para Jubilarse, resulta imprescindible para la Empresa conocer fehacientemente si el empleado también cumple con el otro requisito exigible, que son los años de trabajo con aportes al SSS y/o en Cajas Provinciales, y bajo qué régimen fueron realizados.

Claves para una eficaz política previsional

“La política previsional debe plantearse en el mediano y en el largo plazo, actuando  con planificación profesional para alcanzar los mejores resultados, tanto para la empresa como para cada una de las personas involucradas”, explica Carla Fernández, Gerente dela división Corporativade Argentum Consulting.

Como respuesta a esta necesidad, desde el año 2003, Argentum Consulting  es la Empresa referente en el logro de procesos exitosos de gestión previsional para empresas y ejecutivos, brindando soluciones simples a esta problemática compleja, con propuestas profesionales novedosas y concretas, actualmente implementadas en más de 200 empresas, de diferentes industrias y tamaños.

“En el área corporativa, nuestros  clientes son organizaciones multinacionales y pymes, a quienes asesoramos y gestionamos integralmente sobre la problemática previsional  con soluciones específicas para cada necesidad  y problemática planteada”, apunta el director Comercial de Argentum Consulting, Jorge Gaudio.

Mayor información: www.argentumconsulting.com.ar


DÉJANOS TUS COMENTARIOS !!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.