Los 5 pecados capitales de las finanzas personales

“Casi todo –las expectativas externas, todo el orgullo, todo el miedo a hacer el ridículo o a fracasar- desaparece de cara a la muerte y queda lo que es realmente importante.”
Steve Jobs

Los terribles pecados capitales han logrado trascender de la religión a nada más ni nada menos que nuestras finanzas personales. Aunque suene un poco ilógico esto es totalmente cierto porque ellos pueden poder en jaque toda la economía personal que desarrollemos. Pero para su bienestar, les informo que pueden ser absueltos de ellos por ustedes mismo siempre y cuando estén dispuestos a identificar estos problemitas en sus finanzas y buscar su solución con algunos consejos que pueden aplicar perfectamente o modificar dependiendo la situación.

finanzas personales

1. La lujuria

Controlar los impulsos desordenados e incontrolables de comprar algo que nos gusta mucho es una tarea realmente difícil, especialmente para las mujeres, pero no imposible. Para ellos, solo hay una recomendación: evitar pasar el lugar donde eso que tanto queremos comprar, pensar que no lo necesitamos y tenemos cosas mejores en nuestra casa.

2. Pereza

La raíz de muchos problemas de las crisis financieras personales es este temible pecado que jamás desearíamos que nos acompañara de por vida porque no nos deja ampliar los horizontes de los negocios por no tener más actividades que cumplir, realizar todo a medias y no asumir obligaciones laborales rentables. Lo ideal para superarlo, es pensar en la motivación dinero con el cual podemos comprar, acceder y disfrutar de muchos bienes y servicios. Cuando pensemos las ventajas que nos da tener más ingresos sin duda la pereza se apartara de nuestro ser.

3. La Gula

Se hace presente con esos excesos en los gastos que cometemos con frecuencias sin pensar en las consecuencias para nuestros bolsillos. Darse uno que otro gustico no es malo pero si lo es cuando eso se vuelve costumbre y terminamos descuidando otras obligaciones financieras importantes. La solución para este pecado, es aprender a decirnos no y pensar en las consecuencias. Para ello, realicemos una nota que diga algo así Piensa en el estrés y la angustia que me generan mi familia, el banco y deudas si no cumplo con mis obligaciones. Sin duda, esto nos hará pensar en las consecuencias de los excesos y no permitirá que caigamos en ellos.

4. Ira

Si no queremos acabar con todos los ingresos de nuestras finanzas en poco tiempo es hora de reflexionar sobre la ira que estamos manejando en los negocios porque las personas que trabajan con nosotros perciben esto. Y sin duda, es algo que no les gusta de mucho porque la imagen de la empresa se ven seriamente afectada por sus arranques de ira.
Lo mejor para combatir este pecado es canalizar la energía, meditar, colocarse en la posición del otro y tomarse todo con calma.

5. La envidia

Olvidémonos de este pecado por completo. De nada le sirve envidiar lo que otros tienen si usted no. El mejor remedio para ser absuelto se ese sentimientos es pensar que no tenemos todo y la otra persona tampoco, somos buenos en muchas cosas, tenemos potenciales y que nos no gustaría que alguien nos envidie porque eso trae malas vibras y relaciones interpersonales especialmente en el ámbito laboral.

Acerca del Autor:

Es articulo es un aporte de secretosdeprosperidad.net, un blog con consejos e información sobre todo lo relacionado con el Éxito y la Prosperidad.


Artículo escrito por Admin

El objetivo de esta comunidad es permitir a emprendedores compartir sus ideas y experiencias para juntos aprender y emprender.

DÉJANOS TUS COMENTARIOS !!

3 Comentarios en este artículo
  1. DANNY SIMON Reply

    MUY BUEN APORTE . GRACIAS

  2. SEFORA Reply

    Hay que desarrollar visión en el uso de las finanzas, y desde luego auto-control.

  3. roquito Reply

    gracias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.