La característica que tienen en común los millonarios exitosos según Napoleon Hill

Video Thumbnail

En el año de 1937, el periodista y escritor Napoleón Hill publicó “Piense y hágase rico”, un libro que no tardaría en convertirse en un éxito rotundo en ventas. A la fecha, el libro ha vendido más de 10 millones de copias y se le considera como una de las obras pioneras del género de superación personal o autoayuda.

El contenido del libro está basado en más de 500 entrevistas que Napoleón Hill realizó a exitosos millonarios de su época, entre quienes se encontraban Andrew CarnegieHenry Ford y Charles Schwab, entre otros. El objetivo del autor era identificar las características que les permitieron a estos multimillonarios construir sus imperios y amasar fortunas desorbitadas.

En cierta ocasión, durante una entrevista, se le preguntó a Napoleón Hill si existía alguna característica que tuviesen en común todos los millonarios exitosos, a lo que el autor respondió: “Si, la manera en que toman decisiones”.

Las personas más exitosas desde el punto de vista financiero suelen tomar decisiones rápidamente y con confianza, y sólo cambian sus decisiones cuando es necesario, pero lo hacen con cautela.

Por otra parte, las personas que no son tan exitosas cuando de dinero se trata, tienen el hábito de tomar decisiones lentamente y suelen cambiar de decisión rápidamente y con frecuencia.

A la gran mayoría de nosotros, nos cuesta tomar decisiones. Solemos creer que es mejor dejar que el azar decida por nosotros, por lo que perdemos la gran oportunidad de ser arquitectos de nuestro destino. Cuando finalmente tomamos una decisión y las cosas no salen como esperábamos, nos llenamos de frustración y nos lamentamos por haberla tomado, en lugar de enfocarnos en aprender de nuestros errores. Las personas exitosas, por otra parte, saben aprovechar sus errores como capital para sus siguientes decisiones.

La clave a la hora de tomar decisiones está enfocarnos en la capacidad de escuchar, explicó Hill:

Mantén los ojos y oídos bien abiertos – y la boca cerrada – si deseas adquirir el hábito de tomar decisiones rápidas. Los que hablan demasiado, suelen hacer poco. Si se habla más de lo que se escucha, no sólo se priva de muchas oportunidades para acumular conocimientos útiles, también se dan a conocer planes y propósitos a personas que podrían usarlos en nuestra contra.

Las acciones valen más que las palabras. “No le digas al mundo lo que quieres hacer, demuéstralo”, afirma Hill.

“Los que toman decisiones rápidamente y saben lo que quieren, en general lo consiguen… El mundo tiene la costumbre de hacer espacio a las personas cuyas palabras y acciones demuestran que saben a dónde van”.

Sin embargo, esta no es la única característica que tienen en común los millonarios exitosos. El libro también hace mención a cualidades y hábitos como la lectura, saber rodearse adecuadamente, pensar en grande, saber reponerse de los fracasos, perseverancia, determinación y carácter para confiar en sí mismos.

Si el vídeo te gustó, haz clic aquí para suscribirte y disfrutar de todos nuestros vídeos.


Artículo escrito por Javier Diaz

Soy un Joven emprendedor apasionado por la tecnología, la educación y los negocios. Blogger en Negocios y Emprendimiento, creador de Emprendices, Co-fundador de Net Masters y Docente de Emprendimiento.

DÉJANOS TUS COMENTARIOS !!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.