Saltar al contenido

Cómo entrenarte para ser perseverante y lograr tus objetivos

el 3 mayo 2020

Seguramente como emprendedor lees continuamente para mejorar tus capacidades y conoces de cerca que una de las características más importantes para emprender: La Perseverancia. Frases como “Estoy convencido que la mitad de lo que separa a los emprendedores exitosos de los que han fracasado es la perseverancia”, de Steve Jobs (Creador de Apple); “El 90% del éxito se basa simplemente en insistir”, de Woody Allen (Cineasta); o “Nuestra mayor debilidad radica en renunciar. La forma más segura de tener éxito es intentarlo una vez más”, de Thomas Alva Eva Edison (Inventor), se repiten en nuestras mentes a la hora de emprender.

Sin embargo, ¿Cómo podría encontrar una serie de pasos que me permitan ser perseverante?.

Napoleon Hill, autor del libro “Piense y hágase rico”, entrevistó a una serie de millonarios y encontró en común ocho claves que personalmente validé y me han servido de gran ayuda para continuar con mi empresa Creo en el Agro. A continuación, te las comparto:

Cómo entrenarte para ser perseverante y lograr tus objetivos

1. Definir un propósito

El primer paso consiste en saber que es lo que uno quiere y de hecho el mas importante. Al momento de dar por sentado el propósito, tu cerebro ya tiene claro a donde ir y buscará todos los caminos para conseguirlo, de lo contrario será fácil llenarte de iniciativas que no cumplirás por esta falta de propósito. A esto añádele una fecha límite, cifras concretas y hechos. Michael Jordan tenía claro convertirse en el mejor jugador de baloncesto de la historia desde temprana edad y en contadas ocasiones perdió, fallo lanzamientos pero nunca desfalleció pues definió su propósito. Una frase muy conocida del jugador “Me di cuenta que si iba a lograr algo en la vida debía ser agresivo. Tenía que buscarlo. Yo se que el miedo es un obstáculo para muchas personas, pero para mi es una ilusión

2. Deseo

Cuando existe un deseo resulta más fácil adquirir y mantener la perseverancia en buscar el objetivo soñado. Esta clave debe surgir del interior, del corazón de las ganas de hacer que ese propósito se convierta en realidad. No puedes forzar un propósito que quieras desarrollar si simplemente no te nace realizarlo. Si estas convencido ve y realízalo.

3. Confianza en si mismo

Creer en la capacidad propia para llevar a cabo el plan que te conducirá a cumplir el propósito es de gran importancia para perseverar. Para ello debes estudiar, entrenar, llenarte de argumentos, conocer múltiples rutas para conseguir la meta. La confianza surge de aprender y buscar la excelencia continuamente. Define una lista de diez capacidades que posees y diez que puedes mejorar y ponte a trabajar en mejorarlas.

4. Definición de planes

Los planes organizados aun cuando sean débiles y poco prácticos estimulan la perseverancia. Si estás iniciando un camino de emprender plantea un plan sencillo con metas practicas y muy tempranas de alcanzar. De esta manera vas cumpliendo y generando el habito de llevar a cabo lo planeado, pero hazlo. En muchas ocasiones planeamos bastante y son tan complejos de llevar a cabo que nunca iniciamos.

5. Conocimiento exacto

La perseverancia se ve estimulada por le hecho de saber que los planes que tienes son puntuales y precisos. Para llevarlos a cabo debes poner en práctica el conocimiento basado en la experiencia propia, la búsqueda de información especializada y la observación de otras personas que han llevado a cabo sus metas. Tienes que aprender todos los días de tu vida y mantener estimulado tanto el cerebro como el corazón en qué lograrás el objetivo plantado.

6. Cooperación

La simpatía, la comprensión y la cooperación armoniosa con los demás tienden a desarrollar la perseverancia. Es muy importante que te rodees de personas mejores que tu, a quienes puedas aprenderles y motivarte al ver sus habilidades; realiza un listado con tu circulo de genios, quienes te apoyarán a cumplir tu propósito. De igual manera busca servir a los demás para contribuir en sus vidas y apoyarlos en conseguir sus propósitos.

7. Fuerza de voluntad

Debes concentrar los pensamientos propios en la construcción y realización de planes destinados al logro de un objetivo concreto. Acá es donde le ordenas a tu mente a no dormir más, dejar de ver televisión, hacer ejercicio y concentrarla en cumplir la meta planteada. En la medida que tu fuerza de voluntad sea más grande, serás más perseverante.

8. Hábito

La perseverancia es el resultado directo del hábito. La mente absorbe y se convierte en una parte de las experiencias diarias con la que la alimentas. Desarrolla una rutina de hábitos que te permitan crecer y cultívalos a diario. En este camino te enfrentaras con el temor de hacerlo quien es el peor de todos los enemigos, sin embargo éste puede curarse con toda efectividad con la repetición constante y forzada de actos de valor.

La perseverancia es un estado mental en el que debes sintonizarte a diario y la buena noticia es que al ser un estado, puede cultivarse. Plantea estos ocho pasos, llévalos a cabo a diario, evalúate en el camino de la perseverancia y sobretodo enfócate en tu propósito.

¿Tienes algún aporte que quieras hacer acerca de cómo ser perseverante?

Deja tus comentarios y aportes 🙂

Artículos Recomendados:

Escrito por

Ingeniero agrónomo colombiano y apasionado por el café, desde su cultivo hasta su preparación; y las abejas. Caficultor y Apicultor, fundador de la empresa Creo en el Agro, que conecta turistas con campesinos para promover emprendimientos en el campo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.